“Un paso más en el fortalecimiento académico de nuestra Universidad”

LA INFORMACIÓN EN LOS MUSEOS

Mburucuya o Pasionaria (Passiflora coerulea) Foto: Fernando Raffo
La finalidad educativa de un museo de ciencias es proporcionar la comprensión de los temas y exposiciones establecidas para el visitante, a la vez de generar una actitud responsable para la conservación del patrimonio natural. Esto debe ir acompañado de agregados que hagan de la visita una experiencia interesante y recordada. La información debe estar dispuesta de tal manera que cualquier persona o grupo, independientemente de su edad y nivel educativo puedaprocesarla. Por consiguiente ésta debe se capaz de dar un grado de capacitación dentro de lo que denominamos educación informal. El visitante debe ser motivado a recurrir a sus facultades intelectuales, de tal manera que pueda elaborar su saber y acostumbrarse a razonar desde su propia perspectiva. El estatismo que pareciera ganar siempre las galerías de un museo, no lo es tanto en la medida que la información, dispuesta inteligentemente, genere curiosidad e interrogantes mucho antes de dar una respuesta acabada a tal o cual tema. Ese es uno de los desafíos que se imponen desde una institución museológica moderna y a la cual trataremos de adherirnos.

NUESTRO CODICIADO ACUÍFERO GUARANÍ

Mapa: Instituto Nacional del Agua (INA)

El Sistema Acuífero Guaraní es uno de los reservorios de agua subterránea más grandes del mundo, cubriendo un área de aproximadamente unos 1.200.000 kilómetros cuadrados y que corresponden en su mayor parte a las cuencas de los ríos Paraná y Uruguay. El acuífero está situado geográficamente en el subsuelo de cuatro países: Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay, dados en orden de superficie ocupada.
Posee un importante valor en términos sociopolíticos y estratégicos, principalmente para los países denominados “del primer mundo” ya que se trata de una reserva de agua de calidad y suficiencia para el futuro.
Por mucho tiempo y hasta 1997 varias universidades, principalmente de Argentina, Brasil y Uruguay investigaron la región, pero los altos costos requeridos hicieron que los estudios finalmente pasaran a ser parte de un proyecto financiado por el Banco Mundial. Y esto no es un dato menor; ya que de alguna manera comienza a plantearse una especie de privatización del recurso con consecuencias impredecibles en el futuro y que pueden comprometer seriamente la soberanía y explotación del mismo.
En cuanto a términos ecológicos y ambientales, una de las principales amenazas que pesan sobre el acuífero es el aumento desmedido de las explotaciones, principalmente industriales y termales, además del riesgo de contaminación por fuentes diversas.

Por lo tanto,
este reservorio de agua dulce tan caro a los intereses de buena parte del mundo y a los propios de la región, merece la máxima atención por parte de los gobiernos del MERCUSUR para su conservación y explotación sustentable en un entorno libre de ingerencias de otras latitudes.

BOSQUES NATIVOS: YA CASI UN RECUERDO...

Relicto de monte natural (Foto: Omar A. Gallay)

Los bosques nativos, al mismo tiempo de ser un patrimonio natural original e irremplazable, poseen una fisonomía y comportamiento totalmente distinto con respecto a los montes implantados por el hombre: son contenedores de una biodiversidad vegetal y animal invalorable como reserva genética, económica y ambiental. El régimen de humedad por siempre a sido optimizado por la maza forestal autóctona, al tiempo de contribuir con la fijación del suelo, principalmente en nuestras características lomadas, contribuyendo a prevenir la erosión hídrica y las inundaciones de amplios sectores provinciales.

Lamentablemente esta riqueza esta desapareciendo con una velocidad inusitada. Los cultivos de soja, panacea de nuestro tiempo, reverdecen temporalmente en el lugar donde árboles majestuosos han existido durante siglos. Los vericuetos de acciones políticas y gubernamentales para poner freno a este desastre siempre son lentas y sus determinaciones difícilmente cumplidas. Lo cierto que el eslogan “todos los verdes” pregonado como atractivo turístico de la provincia de Entre Ríos, esta quedando obsoleto ante la uniformidad del verde oscuro del monocultivo.
¿Que misión tiene un museo de ciencias naturales en este problema? Aparte de la tradicional conservación de muestras del acervo florístico, debe contribuir mediante los medios disponibles a generar conocimientos sobre la diversidad vegetal de la región, propendiendo al uso sostenible del patrimonio y la conservación del potencial genético que el mismo contiene. También puede señalar aspectos que despierten el interés ciudadano para contribuir en la preservación de los montes naturales.

Soja "multinacional" (Foto: Omar A. Gallay)

MAMIFEROS EXTINGUIDOS

Realizadores documentales de la pujante ciudad de Daireaux, ubicada en el centro-oeste de la provincia de Buenos Aires, lograron animar mediante el cine y el video, a la fauna de mamíferos que habitaron la región pampeana en el período Cuaternario. Gliptodontes, toxodontes y tigres diente de sable ocuparon lo que hoy es nuestra provincia de Entre Ríos. Por eso el interés que demostramos por este magnífico trabajo y que reproducimos aquí.

Dr. PABLO G. LORENTZ

Uno de los naturalistas más importantes que tuvo el país, y que desarrollo gran parte de sus investigaciones estando radicado en Concepción del Uruguay, fue el Dr. Pablo G. Lorentz (Paul Günther Lorentz) botánico alemán nacido el 30 de agosto de1835.Arribado al país, realiza una valiosa labor científica con excursiones que abarcaron el centro norte del territorio, incluida la Rca. de Bolivia.Oportunamente fue designado Académico Correspondiente de la Academia Nacional de Ciencias, de la cual deserta tiempo después por desinteligencias con la misma.El presidente Nicolás Avellaneda, lo designa como profesor de botánica del Colegio del Uruguay “Justo José de Urquiza”. Bajo su inspiración y trabajo crea con el material obtenido en sus expediciones, el Museo de Historia Natural del establecimiento y que hoy lleva su nombre y que reviste singular importancia por las colecciones que guarda. La mayoría de sus trabajos,lamentablemente hoy desaparecidos, estaban escritos en alemán. A pesar de todo, sus colecciones botánicas sirvieron de base para el conocimiento de la flora de la República Argentina.
Lorentz fallece en Concepción del Uruguay el 6 de octubre de 1881. Tumba del Dr. Pablo G. Lorentz (Foto Omar A. Gallay)
Sus restos se encuentran sepultados en el cementerio de esta ciudad, siendo su tumba Monumento Histórico Nacional. Una calle lleva su nombre, como tributo a un científico extranjero que no escatimó esfuerzos en contribuir al conocimiento de la historia natural del país y en particular de la provincia de Entre Ríos.